SÍGUENOS EN  

banner_cooperacion_6
banner_cooperacion_1
banner_cooperacion_3
banner_cooperacion_4
banner_cooperacion_2
banner_cooperacion_5

¿Qué son las ONGD?


En el campo de la cooperación al desarrollo existen diferentes actores que colaboran en el ámbito bilateral, multilateral o de manera directa. Las ONGD son uno de los actores que participan en los procesos de cooperación.

Organizaciones No Gubernamentales de Desarrollo

Se trata de organizaciones, con forma jurídica de Asociación o Fundación, que son autónomas e independientes de los gobiernos nacionales, autonómicos o supranacionales y que no tienen ánimo de lucro. Las hay de diferentes tipos y ámbitos de actuación (apoyo a discapacitados, defensa animales, lucha contra cambio climático, apoyo a sectores desfavorecidos, etc.). No obstante, en el ámbito de la cooperación al desarrollo, hablamos de ONGD: Organizaciones No Gubernamentales de Cooperación al Desarrollo.

ONGD existen tanto en los países del Norte como en los del Sur, siendo muchas veces estas últimas las contrapartes que ejecutan sobre el terreno los proyectos promovidos por las primeras.

La definición de lo que es una ONGD la establece la Ley 23/1998 de Cooperación Internacional para el Desarrollo.

En nuestro  ámbito estatal, para una ONGD estar inscrita en el Registro de ONGD de la Agencia Española es importante para poder solicitar ayudas de la Agencia Española de Cooperación Internacional (AECID). Igualmente, en el ámbito autonómico, es requisito importante registrarse en el Registro de Agentes de Cooperación al Desarrollo de Castilla y León.

 

Financiación de las ONGD

Las ONGD se financian con fondos públicos y privados. Los fondos privados provienen de donaciones de ciudadanos, empresas, fundaciones, etc. Las aportaciones públicas se obtienen de subvenciones y convenios con administraciones públicas.

Las ONGD defienden unos principios éticos dentro de sus estrategias de comunicación y captación de fondos. Estos criterios están definidos en el Código de Conducta e Imágenes de las ONGD.

Las principales fuentes de financiación pública de las ONGD españolas y de Castilla y León son:

 

Responsabilidad y transparencia

Una de las preguntas que la ciudadanía se hace de manera habitual es sobre el destino de los fondos canalizados por ONGD a cooperación al desarrollo. La mayoría de los fondos (+/- 80-90%) va directamente a los proyectos y acciones sobre terreno (acciones en el Sur o actividades de Educación para el Desarrollo). Pero es importante saber que, en algunas organizaciones, una parte se dedica a financiar el trabajo “administrativo” de las ONGD (redacción de proyectos, seguimiento y evaluación, planificación de campañas, etc.). La profesionalización del sector y la complejidad administrativa de su trabajo requieren de recursos humanos especializados y permanentes. Las ONGD difícilmente podrían funcionar y desarrollar todas las acciones que desarrollan con una base exclusiva de voluntariado y sin cierta estructura de apoyo.

Como organizaciones de la sociedad civil que recibimos fondos públicos, de entidades privadas y de particulares, entendemos que la transparencia debe estar presente siempre en nuestra forma de trabajo. La transparencia para nuestro sector es mucho más que el cumplimiento de una serie de obligaciones legales. Por coherencia con nuestros valores, el buen gobierno tiene que tener un peso fundamental en nuestras actuaciones.

Por ello, desde la Coordinadora ONGD España, más allá de los ejercicios habituales que realizamos en este sentido –como el cumplimiento de nuestro Código de Conducta o la revisión de nuestras cuentas por auditorías externas-, se ha creado una herramienta específica que nos autorregule: la Herramienta de Transparencia y Buen Gobierno.

 

Trabajo en Red

Para nuestro sector el trabajo en red es fundamental, sobre todo en los temas de incidencia política y social. Por eso, existe la Coordinadora ONGD-España y, en el ámbito autonómico, la Coordinadora ONGD Castilla y Léon.

¡compártelo!